06 Las irregularidades en las adendas que Contraloría debe revisar en su anunciada auditoría

Una noticia pasó casi desapercibida en medio de las celebraciones de Fiestas Patrias y las vacaciones de medio año. La Contraloría General de la República decidió (al fin) auditar el proyecto Línea Amarilla, aquel del cual se desprende el mamotreto del bypass de 28 de julio. En este informe detallamos algunos aspectos de aquello que el equipo del contralor Edgar Alarcón, debe revisar cuanto antes. [Bonus track: Incluye algunos aspectos interesantes del puente Bella Unión que anda paralizado por estas fechas.]

El bypass que nadie pidió / Foto: Captura de YouTube

El bypass que nadie pidió / Foto: Captura de YouTube

Por: Francisco Pérez García
@franco_alsur

Como mencionamos, la Contraloría emitió el 27 de julio una breve nota de prensa donde informaba el inicio de las acciones de control sobre la megaobra Línea Amarilla señalando que “ha tomado conocimiento de la suscripción de adendas al contrato, cuya aplicación podría afectar el equilibrio económico financiero de la mencionada concesión en perjuicio del Estado.”

Precisamente son las adendas 2 y 3, firmadas durante la gestión actual de Luis Castañeda las que deben ser revisadas por el órgano estatal de control. En lo que refiere al tema que nos concierne (#elbaipásdeLucho) la adenda 2 es la que determina la desaparición del proyecto Río Verde y la construcción del bypass y alameda de la avenida 28 de julio.

Un dato a ser tomado en cuenta: La adenda 2 fue firmada en octubre de 2015. Las obras del bypass empezaron en marzo del mismo año. O sea, ¿arranco la obra y después regularizo todo? Clásico de la gestión del amigo Lucho ¿no?.

PERO, COMO SIEMPRE, VAYAMOS POR PARTES

Observen el siguiente cuadro

grafico excel

Como se observa en el cuadro, Línea Amarilla se remonta al Contrato de Concesión firmado en la segunda gestión de Castañeda Lossio con el consorcio LAMSAC, integrado entre otras por la brasilera OAS (Luego nos encargaremos de esta empresa). Cuando Susana Villarán asume el cargo, se renegocia el contrato y se plantea entre otras cosas el proyecto Río Verde, dentro de lo que se conoció como Vía Parque Rímac y que beneficiaría a los habitantes de la Comunidad Shipiba de Cantagallo y a la ciudad en general con la recuperación del río Rímac y sus alrededores.

En enero de 2015, LAMSAC y la gestión Castañeda se reúnen para evaluar la viabilidad técnica y económica de modificar los alcances del Contrato de Concesión y presentar los estudios que sustenten dicha evaluación. Los estudios, según señala la adenda 2 fueron entregados oportunamente para su evaluación. Si uno observa las fechas y la compara con las acciones tomadas, fue en enero de 2015 que la gestión de Lucho se reunió con la empresa.

Background en sepia y con música de fondo: Si el bypass empezó a construirse en marzo, y la muni se reunió en enero (recién entraditos) ¿cómo hicieron para presentar estudios tan rápido en, tal vez, febrero del mismo año? ¿Recuerdan que en informes anteriores revelamos que desde diciembre del 2014, una vez ganadas las elecciones, ya se venía cocinando el dichoso bypass?

Peor aún, si uno mira más el cuadro se da con la sorpresa -bueno, ni tan sorpresa porque ya lo dijimos líneas arriba- que la adenda 2 fue firmada en OCTUBRE DEL 2015 ya con las pistas rotas y el hueco en medio de la ciudad. O sea, insistimos ¿rompo, empiezo la obra y después regularizo?

La noticia de la quiebra de OAS, en fechas propicias / Foto: EFE

La noticia de la quiebra de OAS, en fechas propicias / Foto: EFE

LA QUIEBRA DE OAS, LA CONSTRUCTORA DEL BYPASS

Otra fecha interesante en el cuadro y que pone en discusión la rapidez del proyecto, es marzo de 2015. OAS se declara en quiebra en Brasil por lo complicado que le resultaba ejecutar y proyectar obras por los líos que le había traído la investigación del caso Lavajato. Casualidades de la vida, en marzo de 2015 ya se estaba cercando la zona de construcción del bypass. Las maravillas de estos gestores.

El 06 de abril del 2015, el diario El Comercio señalaba que existía preocupación por la crisis en la que había entrado OAS (integrante de LAMSAC) y las dudas y problemas que esto podía generar a las obras que se trabajaban en Lima, entre ellas, el bypass que se construyó con el dinero del fideicomiso del anulado proyecto Río Verde (ya entraremos en detalle con la adenda)

Esto iba a ser el proyecto Río Verde / Foto: Municipalidad de Lima

Esto iba a ser el proyecto Río Verde / Foto: Municipalidad de Lima

LOS DETALLES DE LA ADENDA 2: ¡CHAU RÍO VERDE!

En la adenda firmada (repetimos) el 02 de octubre de 2015, la Municipalidad de Lima y LAMSAC hacen un resumen de todo lo avanzado y los cambios incluidos en el megaproyecto. En la adenda se integra en el acápite 1.4 los siguientes cambios:

141 1412

Estos cambios eran para usar los recursos que quedaban para la obra Paso Inferior (Bypass) Morales Duarez con Universitaria y Puente Bella Unión (sí el puente paralizado). Este aspecto forma parte del Bonus Track al final de este informe.

Pero volvamos a Río Verde y el bypass de 28 de julio. La segunda cláusula de la adenda, establece varios puntos además de “…precisar algunos aspectos relativos al fideicomiso Río Verde y Obras de Integración Urbana…”

En el punto 2.3. se modifica la cláusula 1.73.A, referida al “Proyecto Obras de Integración Urbana”. En dicha modificación se señala entre otras cosas que el proyecto (el bypass) será “ejecutado con los recursos transferidos al Fideicomiso del Proyecto Obras de Integración Urbana” o sea el proyecto Río Verde que en los siguientes ítems desaparecería como por arte de magia.

La adenda dice que las obras están contenidas en el Master Plan aprobado con Carta 28-2015-MML-GPIP del 04 de marzo de 2015. Otra vez, vamos al background y el trauma de las fechas. Según informes anteriores el Master Plan se aprobó cuando ya se estaban dando las obras.

Señala también la adenda que el mantenimiento de las obras se hará con los recursos del fideicomiso, que quedará en manos de la Municipalidad de Lima. Para ello, LAMSAC debió transferir al municipio un monto de 74 millones 500 mil dolares más el Impuesto General a las Ventas, es decir un total de 87 millones 910 mil dolarillos que irían a parar a la obra que iba a ejecutar la empresa OAS (integrante de LAMSAC, constructora del bypass y para estas fechas, en quiebra total).

Punto seguido refiere de manera firme que “Toda mención que se haga en el Contrato de Concesión y la Adenda 1 al “proyecto Río Verde y Obras de Integración Urbana” y/o al “Proyecto Río Verde” debe entenderse referida al “Proyecto Obras de Integración Urbana” (Léase el bypass) Y aquí insistimos, ¿cómo rayos empezaron la obra en marzo si la adenda se firmó en octubre y por ley todo documento legal es válido y ejecutable por lo menos al día siguiente de su suscripción? Lucho, cuéntame el secreto, en serio.

Y aquí vale ver con nuestros propios ojitos, como se eliminó de un zapatazo el proyecto Río Verde, eliminando la cláusula de la adenda 1.

Nótese que aquí desaparece totalmente Río Verde y se cambia por Proyecto Obras de Integración Urbana)

Nótese que aquí desaparece totalmente Río Verde y se cambia por Proyecto Obras de Integración Urbana) / Foto: LAMSAC

Aquí solo basta tachar el texto y perjudicar a los shipibos de Cantagallo y a toda la ciudad. / Foto: LAMSAC

Aquí solo basta tachar el texto y perjudicar a los shipibos de Cantagallo y a toda la ciudad. / Foto: LAMSAC

En la cláusula tercera, en el ítem 3.1. se señala que al ser el bypass un proyecto ejecutado bajo la modalidad de Fast Track, (es decir, la obra y el proyecto se realizan casi en paralelo. Más detalles aquí) la empresa no está obligada a cumplir con lo establecido en la cláusula 6.66 del contrato de concesión según la modificación de la adenda 1, donde se estipulaba lo que LAMSAC debía hacer para el proyecto Río Verde

Parte de la adenda 1 que establece las obligaciones de LAMSAC con Río Verde y que la gestión Castañeda se borró de un plumazo. / Foto: LAMSAC

Parte de la adenda 1 que establece las obligaciones de LAMSAC con Río Verde y que la gestión Castañeda se borró de un plumazo. / Foto: LAMSAC

Y bueno, en el item 3.2. de la adenda con Castañeda reiteran que todo lo que es Río Verde, debe referirse estrictamente al Proyecto Obras de Integración Urbana. Nada más.

LA VIGENCIA Y LAS “PROPINAS”

En el punto 5.1. se establece que LA ADENDA ENTRA EN VIGENCIA A PARTIR DE LA FECHA DE SUSCRIPCION, es decir OCTUBRE 2015… Entonces y aunque suene cansador, ¿Por qué se empezo el bypass en marzo? ¿Tal vez la quiebra de OAS fue un hito urgente para acelerar esto? ¿O tal vez hubo una “motivación” extra?

Para entrar en detalle, habría que revisar este informe de IDL Reporteros de enero de este año sobre los efectos del escándalo de corrupción LavaJato de Brasil (el resaltado es nuestro).

“Aunque hay sólidos indicios (y acusaciones) de que otras compañías brasileñas estuvieron involucradas también en el pago constante de sobornos, la mayoría de las evidencias (sobre todo a través de confesiones) apunta hasta hoy sobre todo a una constructora: OAS.

Como se sabe, ya el traficante de divisas Rafael Angulo López confesó haber contrabandeado cientos de miles de dólares por viaje, pegados al cuerpo, para ser entregados al encargado de OAS en Lima. También lo hizo otro traficante, Adarico Negromonte, hermano de un ex ministro brasileño. Cada uno llevó entre 200 y 400 mil dólares por viaje, hicieron por lo menos cinco viajes y probablemente más.

Luego, el empresario y doleiro Leonardo Meirelles, reveló en Sao Paulo a IDL-Reporteros que él también había traído dinero contrabandeado a Lima. 200 mil dólares transportados en un vuelo particular y entregados en un maletín a un enviado de OAS.

¿Llevan la cuenta?

Ahora, delaciones premiadas que recién se hacen públicas revelan otros viajes con dinero de contrabando para OAS destinado a coimas en Lima, a la par de otros delitos. La confesión de un nuevo personaje: Carlos de Souza Rocha, vinculado, igual que los anteriormente mencionados, a Alberto Youssef en el tráfico de divisas, añade una dimensión adicional al mapa de las coimas de OAS en el Perú.

Rocha reveló haber viajado cuatro o cinco veces a Lima en 2013 y 2014, a pedido de Youssef, para entregar, en cada viaje, 300 mil dólares a la filial de OAS en Perú.

Según dijo, él cobró 3,5% de comisión por su servicio.

¿A donde fueron a parar esas “propinas” que terminaban en las oficinas surcanas de OAS en Lima? Recordar que las negociaciones con OAS ya se daban desde el 2014, algunos meses antes del estallido LavaJato y de que OAS tuviera que, pobrecita, declararse en quiebra.

Bella Unión y sus obras paralizadas. / Foto: El Comercio

Bella Unión y sus obras paralizadas. / Foto: El Comercio

EL BONUS TRACK DE BELLA UNIÓN

Como ya hemos señalado, otra adenda que el contralor Alarcón y su equipo deben revisar es la tercera, firmada el 15 de abril de 2016 y que se refiere al área específica del Puente Vehicular Bella Unión.

Parte del puente Bella Unión colapsó el año 2013 debido a la crecida del río Rímac. Fue reemplazado por la gestión Villarán por un puente Bailey provisional. Se anunció que la obra de reconstrucción iba a estar lista para junio de 2014, pero la obra se retrasó para luego anunciarse que estaría lista para el primer trimestre del 2015. Sin embargo eso no se dio.

Castañeda vio en esta demora un potente espacio para su publicidad personal y en el primer discurso de su nuevo mandato anunció que los trabajos empezarían en abril del 2015. Sin embargo tampoco eso se dio. El expediente técnico fue presentado recién en abril del 2015, y Castañeda acusó al MEF de la demora en aprobar el expediente.

Cosa curiosa, en la adenda 3 del año 2016 tanto Lamsac como la Municipalidad remiten el detalle de la adenda al MEF para su evaluación. El MEF les responde que no es de su competencia.

En cuanto al tiempo, en agosto de este año ya con la adenda firmada se suponía que el puente iba a empezar a trabajarse. Sin embargo, tampoco se ha iniciado la obra a pesar que ya se cerró el tránsito en dicha zona.

El puente, entonces, pasó de ser una obra más de Lucho a ser parte de un proyecto más grande que incluye un bypass (¡qué raro!) como parte del megaproyecto Línea Amarilla, obviamente con un sobrecosto mayor al proyecto original.

LOS CAMBIOS EN LA 3

Ya en la adenda 2 se habían establecido algunos aspectos a ser modificados para la ejecución de la obra Bella Unión (Paso a desnivel y puente vehicular). Ya la empresa había avanzado los estudios de las tres obras que ahora Castañeda buscaba suspender (Ver las fotos líneas arriba), por lo cual Lamsac dice que ya usó parte del presupuesto previsto.

Pero no importaba porque ya se había hecho un acuerdo en la reunión previa del 22 de enero de 2015 y se acordó que hasta la fecha de la adenda quedaba un saldo de 41 millones 910 mil 610 dólares y 60 centavos más el IGV. He aquí el detalle del saldito que iba a manejar Lamsac para construir el puente y el bypass.

El saldo detallado de lo que se maneja en Bella Unión / Foto: LAMSAC

Parte de la adenda 2 donde se ve el saldo detallado de lo que se maneja en Bella Unión / Foto: LAMSAC

En la adenda 3 establecen como prioridad la construcción del puente y establecen un cronograma de trabajo, que visto lo nada que se ha avanzado resulta risible.

El cronograma de la risa en Bella Unión / Foto: LAMSAC

El cronograma de la risa en Bella Unión / Foto: LAMSAC (Haga click en la imagen para agrandarla)

La obra del puente debe durar 14 meses, iniciándose en octubre del 2015 (al menos aquí si coincidió con la suscripción de la adenda 2) y terminando en diciembre de este año. Han pasado 10 meses y hasta ahora nada de nada en el inicio de la obra que incluirá ciclovías (que no sabemos donde continuarán) y los tirantes como el puente Rayito de Sol.

En resumen, el buen Lucho ha hecho lo que ha querido, sus funcionarios lo han acompañado, el dinero corre por montones y nadie sabe nada de nada. Todo sea por #elBaipásdeLucho y los 18 más que se vienen por toda la ciudad y que no forman parte de ningún plan previo.

El dato:

Puede ver el contrato de concesión de Linea Amarilla y las tres adendas en nuestra sección DOCUMENTOS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *